Pescados Angelito

Langostinos al curry

Langostinos al curry - Pescados y Mariscos Angelito

Ingredientes

  • 800 gr. de langostinos.
  • 2 cebollas.
  • 40 gr. de anacardos tostados y pelados (podéis emplear el fruto seco que más os guste).
  • 250 ml. de leche de coco..
  • 50 ml. de aceite de oliva virgen extra suave
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo
  • 3 cucharaditas tipo de postre (colmadas) de polvo de curry amarillo
  • 2 mangos frescos
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
  • Hojas frescas de cilantro
  • Acompañamos la receta con 200 gr. de arroz blanco, Basmati o Thai (a vuestro gusto)

Antes de cocinar, preparación de los langostinos

Antes de empezar con la receta debemos limpiar los langostinos que luego podemos emplear para esta u otras receta. Los pelamos, quitamos la cabeza y la cáscara que los protege.

Comenzamos por la cabeza que es la que más sabor tiene, haciendo una simple rotación la desprendemos fácilmente. Luego, desde la parte de abajo del vientre, donde están las patas, retiramos con las manos los distintos anillos o cáscara que recubren el cuerpo junto con las patas.

Una vez pelados los langostinos debemos quitarles el intestino (un hilo negro que tienen en el interior) que debemos retirar ayudándonos con un palillo o con la punta de un cuchillo.

Con el palillo pinchamos el extremo del intestino que queda a la vista y tiramos de él. Debería salir entero, como si fuese un hilo, sin necesidad de abrir el langostino, para que no pierda jugo y sabores durante la preparación.

Se tira porque tiene sabor amargo y puede traer arena. Secamos y reservamos los langostinos.

La “cabeza” es el pereion, la “cola” es el pleon, la “pezuñita” es el telson y la “venita” es el intestino, nombres técnicos del langostino para lo que os he comentado antes.

Elaboración

Pelamos las cebollas y las picamos en trozos pequeños, queremos que se nos deshagan en la cocción, al final no notaremos su textura pero sí su sabor dulce.

Salpimentamos los langostinos. Ponemos una cazuela mediana al fuego con la mitad del aceite de oliva virgen (dos cucharadas) y marcamos los langostinos, vuelta y vuelta, unos segundos por cada lado. Retiramos a un plato.

En la misma cazuela donde hemos marcado los langostinos y donde han quedado parte de sus jugos, echamos la cebolla, salamos al gusto para que sude y la dejamos al fuego hasta que la cebolla se ponga traslucida (transparente). Podemos añadir un poquito de aceite de sésamo para darle más sabor, unas gotas serán más que suficientes.

Añadimos el polvo de curry (no añadas más curry del indicado en la receta hasta que le cojas el punto y lo dejes a tu gusto personal) a la cazuela con la cebolla y mezclamos bien. Si os gusta con un toque picante, es la hora de añadir un poco de guindilla, pero recordad que lleva pimienta negra recién molida y ya le da un pequeño gusto picante.

Añadimos la leche de coco y removemos bien para que se mezclen los sabores y olores.

Dejamos a fuego medio-alto para que se reduzca nuestra futura salsa de curry con langostinos, a los 5 minutos reducimos la temperatura de la cocción a la mitad, probamos de sal y pimienta negra, si es necesario añadimos un poquito más.

Fuente: www.recetasderechupete.com